Y mañana es el día, el día en el que da comienzo el torneo 6 Naciones de Rugby. Una competición que va más allá del Rugby. Un torneo deportivo que aúna la tradición, la épica, la eterna rivalidad y el espectáculo. En el intento de hacer un pequeño análisis y pronóstico de esta edición escribiré de las selecciones por orden de favoritismo.

Inglaterra, los grandes favoritos.

Para mí, el claro favorito como en los dos años anteriores. Desde que Eddie Jones se hizo cargo del XV de la Rosa el récord de Inglaterra es de 22 victorias en 23 partidos disputados. Incluyendo de 2 torneos 6 Naciones. El reto este año será conseguir la tercera victoria consecutiva. Un reto que ninguna selección lo ha logrado en la historia. Para escribir una página en la historia las armas de Inglaterra serán la dupla George Ford y Owen Farrell, una potente delantera y la verticalidad de sus alas.

Irlanda, la alternativa.

Los ‘Irish’ serán la principal alternativa a la hegemonía inglesa. El juego de su bisagra formada por Conor Murray y Jonathan Sexton serán la principal baza en ataque. El XV del trébol contara con dos importantes bajas la de Donnacha Ryan y Simon Zebo. Ambos jugadores no han sido convocados por la política de la selección de no convocar a jugadores que jueguen fuera del país.

Escocia, a seguir creciendo.

El XV del cardo es, para el que escribe, el tercer favorito para alzarse con el torneo. Desde hace unos años el equipo lleva apostando por un juego rápido y vistoso. Con la llegada del nuevo entrenador Gregor Towsend la apuesta continua por el juego alegre. Escocia cuenta con el mejor zaguero ofensivo del hemisferio norte, Stuart Hogg. Después de sufrir una lesión en la ventana de noviembre regresa al equipo titular. Otro jugador que vuelve es el gran capitán y medio melé Greig Laidlaw aunque por el momento empezara desde el banquillo. Como ‘pedrada’ personal recomiendo seguir al ala izquierdo Byron McGuigan.

Francia, pensando en 2019.

Los Galos llegan al torneo en plena reconstrucción de cara al mundial de Japón del año 2019. El principal cambio llega desde el banquillo donde debutara a los mandos Jacques Brunel. A priori Francia apostara por un juego de choque y poco atractivo para el espectador. El famoso ‘Rugby champagne’ paso a mejor vida. Ahora el XV del Gallo está repleto de musculo donde lo poco atractivo para el televidente seria ver al trio Maxime Machenaud, Matthieu Jalibert y  Virimi Vakatawa.

Gales, demasiadas bajas.

Pais de Gales genera muchas dudas este año. Los ‘Dragones Rojos’ son un equipo diezmado por las lesiones. No contaran con jugadores importantes Rhys Webb, Sam Warburton, Dan Lydiate, Dan Biggar, Jonathan Davies, y Taulupe Faletau. Para el primer partido, al menos, tampoco contaran con George North. Entre tanta baja las caras más reconocibles serán su capitán Alun Wyn Jones y su zaguero Leigh Halfpenny. Su entrenador Warren Gatland se enfrenta, al que es posiblemente, su seis naciones más complicado.

Italia, fase de estancamiento.

Este año dudo que la selección ‘azzurri’ sea capaz de evitar la cuchara de madera. A parte de cierto estancamiento en su juego, este año tienen varios jugadores importantes lesionados. Poco que destacar de una selección que contara un año más como cara más reconocida a su capitán Sergio Parisse.

 

 

Salud y ensayos.