Tras otra fecha FIFA en este 2016, la selección inglesa enfrentó al equipo de Eslovaquia en la fase de eliminatorias rumbo a la copa del mundo de Rusia 2018, debutando a su nuevo entrenador Sam Allardyce. Este mismo, ratificó como capitán a la estrella inglesa Wayne Rooney, quien ya se plantea colgar las botas con la selección después del mundial.

Wayne Rooney a sus 30 años ha superado a David Beckham, al convertirse en el jugador con más partidos disputados con la selección de Inglaterra llegando a los 116 encuentros. Con varios partidos por delante se espera que pueda superar la cifra del portero Peter Shilton, el cual cuenta con 125 encuentros. Rooney también se ha convertido en el jugador con más goles anotados, teniendo una marca de cincuenta y tres tantos hasta ahora.

rooney2

Si hacemos un pequeño resumen de la historia de Rooney en la selección, todo inicia en el 2003 en un partido contra la selección de Australia; el número diez con tan sólo 17 años debutó con los “Three Lions”. Desde ese día ha participado en tres mundiales (Alemania, Sudáfrica y Brasil) y en tres Eurocopas (Portugal, Polonia-Ucrania y Francia), sin embargo la suerte no ha estado de su lado y lo máximo que ha conseguido con el equipo inglés fue el haber llegado a cuartos de final en la Euro 2004 y en el mundial del 2006.

Si bien el jugador del Manchester United no ha podido ganar algún trofeo importante a nivel selección, siempre ha sido una constante en las alineaciones  durante los últimos años y una pieza fundamental en el planteamiento inglés. También tuvo la fortuna de compartir el terreno de juego con leyendas como Gerrard, Frank Lampard, John Terry, David Beckham, Paul Scholes y otros más. “Bad boy” se ha convertido en una estrella durante estos 12 años donde ha estado bajo las órdenes de Eriksson, McClaren, Capello, Hodgson y ahora Allardyce, quién ha dado libertad al jugador de poder elegir donde situarse en el campo.

A pesar de que muchos lo han criticado severamente por su desempeño y su aparente baja de nivel en los último años, Rooney se dará una última oportunidad al asistir a Rusia y por supuesto portando el gafete de capitán. El jugador de los “Red devils” y la afición inglesa sabe que es la última ocasión donde este puede hacer algo relevante con los “pross”. Hay muchas opiniones y comentarios sobre el número diez, pero es un hecho que Rooney fue todo un espectáculo en las canchas en sus mejores años, y que por mala fortuna no ha podido levantar un trofeo en nombre de su país.

Desde los 15 años dedica su vida al fútbol y ya son más de diez los que lleva portando y defendiendo la camiseta inglesa. Wayne Rooney, una leyenda, figura e ídolo para todo un país. El capitán, centrocampista e incluso media punta, un líder, potente con la pelota, con gran habilidad para buscar el balón y rematar a larga distancia; estará disfrutando de sus últimos compromisos con el equipo nacional estos dos años.