De la pillería y la caballerosidad.

Todos sabemos que en prensa, también deportiva, hay varias tendencias bastante marcadas y eso está bien, respetar la opinión de los demás pero ofrecer un punto de vista concreto. Así se puede llegar a un público determinado más amplio, en lugar de no mojarse y abastar de todo un poco que normalmente no llama tanto la atención. En todo tipo de prensa, igual que en la vida real, los extremos se tocan, y muchas veces hay que vigilar de no atropellar las opiniones de otros con la nuestra propia.

Bien, os preguntaréis a que viene esto. El motivo no es otro que las recientes declaraciones de J. Pedrerol en las que asegura que el conjunto llamado “caverna mediática”, se siente perseguida por el FCBarcelona.

Todo esto viene a la censura impuesta por el club catalán sobre el programa que dirige Josep. No crean que la censura viene impuesta por gusto o por pique, no. Los motivos son bien claros, y en mi opinión, no hay motivo de queja, aunque quizá el veto ha sido un tanto excesivo y no se ha meditado del todo bien desde las oficinas.

Todo empezó cuando desde el programa de Punto Pelota se habló con el presidente de L’Hospitalet, para que éste hablara con Zubi y Sandro, y así poder sacar alguna información sobre la renovación de Guardiola. A sabiendas de que el club no suelta prenda y ya se ha anunciado que cuando Pep quiera, se sabrá. A raíz de esto el club barceloní impuso un veto al programa deportivo, ya que no le parecía bien la manera de hacer del programa.
El barça ha obrado mal, ha dicho que era una cámara oculta, falso. Muy mal hecho por parte de las oficinas azulgranas. A partir de estos hechos, Josep Pedrerol ha hecho unas declaraciones, para mi muy fuera de lugar, en las que arremetía contra el Barcelona y el diario Mundo Deportivo, los segundos por “calentar el ambiente”.

Seré raro, pero veo de lo más normal lo que se ha hecho, hay una linea que no se puede cruzar. Hay un código de honor y una manera de hacer, una ética correcta. Cuando se traspasa se convierte en prensa rosa del balón, esta manera ilícita de conseguir la información ha sido defendida por el periodista catalán. Y sinceramente, como aficionado al fútbol y al deporte en general, no quiero que Punto Pelota se convierta en eso, prensa rosa; por todo lo que es este programa y por el nuevo estilo que se podría extender, yo digo no.

¿Qué tienes que reprochar? Han pillado al programa intentando conseguir una información de una manera sucia, de un modo en el que todo equipo se hubiera cabreado. Lo mínimo que puede hacer un periodista de su entidad es aceptar la derrota y disculparse, pero ha optado por una táctica al estilo Mou (lejos del señorío del Madridismo), echar, perdón por la expresión, mierda y no aceptar la derrota. Aparte de arremeter contra la fuente del veto, el FCB, ha golpeado al diario MD de Barcelona, alegando que habían calentando el ambiente, cuando relataban la noticia y cabreados, como compañeros de profesión, por la conducta de Punto Pelota.

Puede parecer un poco dictatorial, pero hay límites que no se pueden cruzar. Creo que un programa de la entidad y respeto de Punto Pelota no le hacen falta este tipo de juegos, porque saben que algo va a terminar mal y pueden seguir haciendo el gran trabajo periodístico que hacen sin entrometerse, ni intentar sacar información de modos poco limpios.

Veo muy mal el modo de operar para conseguir la información y la manera de acatar el veto, me cabrea este tipo de conducta. Igual que veo mal la reacción desmesurada del club catalán y el presunto intento de oscurecer el tema diciendo que era una cámara oculta. Mal por los dos lados, es un deporte, no podemos tirarnos los trastos por la cabeza cada dos por tres.

Es mi opinión, esto me cabrea mucho.

Saludos amigos,

Jaume Tarragó @JSemao

 

Fuente: intereconomia.com/punto-pelota

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>